Políticamente IncorrectasTerminamos la temporada de Políticamente Incorrectas a tope de ánimo. Volveremos en septiembre, pero antes no te pierdas este último programa repleto de noticias insólitas, situaciones vergonzosas y, sobre todo, mucha indignación.

En Aunque parezca mentira, es verdad, conocemos que un australiano buscado por la Justicia pide a la Policía por Facebook que cambien su foto; que una escuela inglesa prohíbe las minifaldas a sus alumnas; y que la Universidad de Utah ha creado un carril para las y los estudiantes que, pegados a sus móviles, no dejan de escribir mensajes ni cuando caminan.

En nuestra sección de anécdotas vergonzosas, ¡Tierra, trágame!, descubrimos que eso tuvo que pensar un joven británico después de los dos golpes de calor que le dieron en un vuelo por llevar 12 capas de ropa encima para evitar pagar el coste del sobrepeso. Nos quedamos en los aeropuertos para conocer el “¡tierra, trágame!” que debieron de pensar los responsables del aeropuerto de Edimburgo después de que un viajero difundiera por las redes sociales una foto del triste bocadillo que le había costado 5 euros. Y, por último, nos quedamos con dos anécdotas de los gemelos de Pekín Express.

Para terminar, exclamamos “¡lo que hay que aguantar!” con las increíbles declaraciones de quienes han criticado la idea del Gobierno de Manuela Carmena de cambiar los nombres franquistas de muchas calles. Seguimos en la misma línea al tener que escuchar en pleno siglo XXI que hay bebidas “para chicas”, y la cerveza o el gin-tonic no encajan en esa categoría. Acabamos con mucha rabia por las diferentes formas de violencia patriarcal, especialmente la violencia de género, así como por las agresiones sexuales en San Fermín.

Un programa completo para compensar nuestra ausencia hasta septiembre. ¡Dale al play y disfruta!